Valdemoro 918952309 - Las Rosas 913130873 - Whatsapp 607749870 info@dulcesilusiones.es
¿Kithchenaid o Thermomix? – Sobre robots de cocina

¿Kithchenaid o Thermomix? – Sobre robots de cocina

Cuando no tenéis ningún tipo de robot de cocina, muchas me hacéis esta pregunta. ¿Cuál me compro? ¿una Kitchenaid o un Thermomix?

Vamos a partir de la base que estamos comparando la batidora de Kitchenaid con el robot de cocina Themomix, porque ambas en realidad son marcas comerciales de más productos de cocina o limpieza.

Primero voy a hacer un breve resumen de ambos:

Batidora Kitchenaid

Existen varios modelos en el mercado en los que varían la capacidad y la potencia. Además de la estética o la posibilidad de tenerla en infinidad de colores, pero no vamos a analizar eso sino sus funciones.

“Qué puedo hacer con una batidora Kitchenaid”

Con sus accesorios base puedes mezclar, batir o montar, y amasar todo tipo de masas.

Y sí, es una BATIDORA, con lo cual hasta ahí es su realidad. No cocina, no enfría, no hace más que batir en distintas velocidades y según el accesorio que coloquemos monta, mezcla o amasa.

¿Entonces por qué es tan famosa y deseada? Básicamente, por su estética. Y aunque suene “vacío” es la realidad. El 80 % de las personas que compran una Kitchenaid es por su estética. Aunque la realidad es que es una batidora de pie (no necesitas tus manos para sostenerla), con una gran resistencia, que podrás tener trabajando muchas horas, y las va a aguantar, y que además comparándola con el resto no hace ni la mitad de ruido.

Ojo que hablo de resistencia y no de potencia, porque compramos equivocadamente máquinas con mucha potencia, cuando en realidad lo que necesitamos es que resista. Que la máquina sea metálica y que el motor sea de bobina, ayudan infinitamente a eso.

¿Hay máquinas más baratas?, cientos. ¿Iguales a ella? creo que ninguna.  Sólo podría compararla con batidoras profesionales e industriales que son mucho más grandes y caras. A nivel “doméstico” creo que no hay una batidora igual.

Luego, tiene montones de accesorios aparte para hacer helado, pasta, picar carne, etc. 

Thermomix

Existen ya muchos modelos, incluso ya sale la nueva TM6. Pero no me voy a detener en ello. Sino en lo que te permite hacer la máquina.

“Qué puedo hacer con un robot de cocina Thermomix”

Thermomix es la combinación de doce aparatos en uno solo. Porque en una única máquina podemos pesar, mezclar, picar, moler, cocer al vapor, triturar, amasar, cocinar, batir, calentar, emulsionar y remover. Y con eso respondo a la pregunta, puedo hacer de todo. Ahora bien. en la parte de batir… bate, sí… pero se queda corta para repostería, sobre todo la creativa que hacemos nosotras.

¿Hay máquinas como ésta?, muchas. ¿Iguales a ella? creo que ninguna. Necesitaríamos, si no son 12, al menos 6 u 8 electrodomésticos para hacer lo que hace esta máquina. Y no sólo eso, sino son las horas de una persona en la cocina que ahorras.

Una vez explicado este pequeñísimo resumen de ambas, os contaré primero que he vendido durante años ambos electrodomésticos y tengo actualmente 3 de cada uno de ellos.

Y ahora intentaré orientaros para responder la primera pregunta con la que empecé el post.

 ¿Cuál de las dos te compras?

La respuesta es sencilla: ¿A qué te dedicas?, porque si hacer repostería es un pasatiempos que haces una vez a la semana, no necesitas una Kitchenaid por muy bonita que te parezca. Porque pesa más de 10 kg para mover de un lado a otro todo el rato y ocupa un buen trozo de cocina (por favor, por favor, por favor, que no me esté leyendo ningún marido). Si aún así te gusta mucho, te diría que te compres la Kitchenaid Basic, que es mas pequeña y liviana y hace exactamente la misma función. La única pega es que sólo la hay blanca… ¡pero es preciosa y va con todo!

Ahora bien si no te dedicas a la repostería y quieres simplificar tu vida y quieres hacer muchísima más variedad de comidas de las que haces hoy en día, no eres una súper mega crack que te fascina lo de la comida de diseño y quieres comer mucho más sano: Cómprate una Thermomix. Y soluciona el que no monte perfectamente con un batidor de varillas de mano que vale 30 €.

Si queréis una Thermomix os dejo por aquí el contacto de una gran amiga, Marga Muñoz, que no solo es comercial de Thermomix, sino que junto con su mami hicieron las recetas desde el modelo 3.300 a la 31! Imaginad lo que sabe de Thermomix. Podéis seguirla en @margacocinaconalma

Espero haberos ayudado, y como siempre, debajo podéis dejar vuestras dudas y demás.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ganaché de chocolate – Que dure 2 semanas

Ganaché de chocolate – Que dure 2 semanas

Ganache de chocolate negro 

Ingredientes: 

400 gr nata para montar (al menos 35% materia grasa) 

400 gr de chocolate negro  

Preparación: 

En una cacerola calentamos la nata hasta que comience a hervir, lo dejamos un momento hirviendo, la retiramos del fuego y añadimos todo el chocolate. Lo dejamos enfriar a temperatura ambiente y luego lo ponemos en la nevera hasta el día siguiente. Luego se puede montar de la misma manera que la nata o utilizarlo directamente. Este relleno no necesita nevera y es ideal para el verano. 

Ganache de chocolate con leche

Ingredientes: 

300 gr Nata para montar (al menos 35% materia grasa) 

600 gr de chocolate con leche 

Preparación: 

La elaboración igual que el ganache de chocolate negro. 

Ganache de chocolate blanco 

Ingredientes: 

200 gr Nata para montar (al menos 35% materia grasa) 

600 gr de chocolate blanco 

Preparación: 

La elaboración igual que el ganache de chocolate negro.

 

Duración:

A temperatura ambiente: 3 días

En frío: 14 días

Congelado: 3 meses

Para su correcta conservación debes tener en cuenta algunos factores:

Por una parte debes mantener los rellenos limpios y sin contaminar. Es decir que si tengo almíbar, o ganache no puedo conservarlo lleno de migas de bizcocho porque entonces si que se estropeará antes del plazo indicado. 

También debes pensar que es una temperatura ambiente media, es decir que no puede ser pleno verano y al lado de la ventana al sol, siempre tiene que estar lo más fresco en la medida de lo posible. Hay lugares en los que la temperatura ambiente en invierno es más frio que la nevera. 

Luego ten en cuenta siempre las caducidades de lo que estés utilizando. Si por ejemplo utilizo una nata que esta pronta a caducar, no puedo pensar que lo que elabore con esa nata va a durar más tiempo que su propia caducidad. 

En el caso del ganache es muy importante dejar hervir la nata, sino no durará el tiempo indicado. 

No dudes en dejar tus consultas al respecto en los comentarios. Esperamos como siempre que nuestro trabajo y nuestra experiencia sea de gran utilidad para vosotros.

APPCC – Implantación obligatoria en empresas alimentarias

APPCC – Implantación obligatoria en empresas alimentarias

Intentaré resumir en muy pocos puntos un tema tan complejo como la seguridad alimentaria de la que somos responsables todas las empresas que, dentro de la Comunidad Europea que producimos, transportamos, almacenamos o vendemos alimentos.

Se entiende por “empresa alimentaria” toda aquella empresa, pública o privada, con o sin ánimo de lucro que lleve a cabo cualquier actividad relacionada con cualquiera de las etapas de la producción, la transformación y la distribución de alimentos.

Quiere decir que aunque “regales” lo que haces, si estás dentro de la Comunidad Europea debes cumplir la misma normativa. Y en el punto que sea en el que puedas entrar en contacto con un alimento estás obligado a garantizar esa seguridad alimentaria.

La normativa exige que se desarrollen procedimientos con un enfoque preventivo, identificando y controlando los riesgos antes de que estos pongan en juego la seguridad de los alimentos, evitando así la aparición de enfermedades en el consumidor, controlando los peligros microbiológicos, físicos y químicos, incluidos los alérgenos.

 

¿Cuáles son entonces los elementos de un sistema de seguridad alimentaria?

PRÁCTICAS CORRECTAS DE HIGIENE (PCH) constituyen las condiciones y las medidas necesarias para asegurar la inocuidad y aptitud de los alimentos en todas las fases de la cadena alimentaria. Incluyen:

Las Buenas Prácticas de Fabricación (BPF): Procedimientos de elaboración, gestión de la temperatura.

Las Buenas Prácticas de Higiene (BPH): Diseño de instalaciones, control del agua, higiene del personal, de las superficies o utensilios.

Y se organizan en:

  • Formación de trabajadores.
  • Condiciones y mantenimiento de instalaciones y equipos.
  • Limpieza y desinfección.
  • Lucha contra plagas.
  • Agua de abastecimiento.
  • Proveedores.
  • Residuos.
  • Buenas prácticas de manipulación y elaboración.

PROCEDIMIENTOS DE TRAZABILIDAD

Las empresas alimentarias deben definir procedimientos que permitan garantizar:

  • La trazabilidad tanto de sus materias primas como de los productos que comercializan
  • La comunicación ágil y eficaz que facilite la recuperación de sus productos alimentarios en los casos necesarios como una alerta alimentaria.

En síntesis, poder definir con exactitud cualquier ingrediente que forme parte de nuestro producto final y conocer su procedencia. Pero ya os escribiré más detalladamente sobre trazabilidad en otra entrada.

Con frecuencia, estos aspectos se incluyen dentro del plan APPCC.

 Sistemas APPCC

Identifican y evalúan los peligros (físicos, químicos y biológicos) que pueden aparecer en los alimentos, estableciendo medidas preventivas y correctivas para su control. Se basan en la aplicación de los siguientes 7 principios:

  1. Análisis de peligros: Detectar todos los peligros que deban evitarse, eliminarse o reducirse a niveles aceptables e identificar las medidas para su control.
  2. Identificar Puntos de Control Críticos (PCC): Determinar los PCC en las fases en las que el control sea esencial para evitar o eliminar todos los peligros o reducirlos a niveles aceptables.
  3. Límites críticos: Definir, para cada PCC, los límites que diferencien entre lo que es aceptable y lo que no para su adecuado control.
  4. Medidas de vigilancia: Diseñar y aplicar procedimientos de vigilancia efectivos en los PCC.
  5. Medidas correctivas: Establecer medidas correctivas (sobre el producto y el proceso afectado) cuando la vigilancia indique que un PCC no está controlado.
  6. Verificación: Crear procedimientos para comprobar que las medidas de los principios 1 a 5 funcionan eficazmente.
  7. Documentación y registros: Elaborar documentos y para demostrar la aplicación efectiva de las medidas de los principios 1 a 6.

En resumen, el sistema APPCC consiste en la elaboración y puesta en práctica de procedimientos, para controlar los peligros presentes en los alimentos. Tienen carácter esencialmente preventivo e incluyen las medidas correctoras a aplicar en caso necesario.

Para facilitar a los profesionales de la alimentación la implantación de estos sistemas, la Dirección General de Salud Pública de la Comunidad de Madrid ha preparado unas directrices para el diseño, implantación y mantenimiento de un sistema APPCC y Prácticas Correctas de Higiene en las empresas alimentarias, y en especial ha desarrollado unas directrices específicas para el sector de PASTELERÍA (puedes descargarlas aquí).

A pesar de tener esas directrices, es cada empresa la responsable de su desarrollo adaptado a sus propias particularidades y exigencias. En esas directrices podrás encontrar muchos ejemplos que te ayudarán a entender los aspectos más importantes.

Lo que quiero que entiendas es que la única responsable de la seguridad alimentaria del producto que comercializas o regalas eres tú y tu empresa. Que esta documentación es obligatoria y que puedes realizarla tu misma con las directrices disponibles, con la normativa vigente, puedes contratar una empresa externa que lo realice (si haces esto asegúrate que realmente están involucrados en tus procesos y no harán más que un copia y pega) o también puedes aprender a elaborar conmigo este documento en mi nuevo máster “Abre tu Obrador”.

Llevo casi ocho años elaborando mi repostería creativa bajo todos esos principios y controlando a cada paso esa seguridad alimentaria, porque hacemos arte, sí, pero nuestro arte se come. Y con la comida no se juega. Porque es jugar con la salud.

Durante todos estos años de experiencia y las muchísimas inspecciones y auditorías pude aprender de la experiencia, que si bien existe una legislación vigente que cumplir, el adaptarse a ellas y producir de manera responsable no es una tarea imposible sino todo un aprendizaje y una puesta en práctica. Al final, a mi entender hay un único modo de hacer las cosas, y es hacerlas bien.

 

Natalia

 

Fotografía: Juany Galo www.juanygalo.com

Los secretos de una Red Velvet perfecta

Los secretos de una Red Velvet perfecta

El Red Velvet es desde luego y muy por encima de todos, nuestro sabor estrella. Vendemos más del doble de cupcakes de Red Velvet que de cualquier otro sabor. Y es por excelencia el sabor favorito de los novios a la hora de elegir su tarta de bodas, tanto con fondant como sin él.

Lo enseñamos en las clases de Pastelería Americana, en nuestra escuela, incluso en clases cortas donde únicamente os enseñamos todos los secretos de un Red Velvet perfecto con un frosting delicioso, suave y sedoso.

Hoy os traemos los tips que debéis seguir para un RED VELVET PERFECTO, tomar nota:

 

  • Uno de nuestros “secretos” es el tipo de colorante que utilizamos. Podría asegurar sin ningún miedo a equivocarme que el 90% de las personas que hacen Red Velvet utilizan el colorante Extra Rojo de Sugarflair concentrado. Y no voy a decir que va mal, todo lo contrario… podría decir que de los tipos de colorantes que se comercializan al consumidor final es el único que puede llegar a teñinr bien una Red Velvet. Pero no, ese no es nuestro secreto, porque consideramos que da color, pero cambia la textura del bizcocho. Así que para nosotras el mejor colorante para el Red Velvet es colorante en polvo rojo (ojo… no es el colorante en polvo de las flores). Nosotras lo compramos en gandes cantidades, pero para que todos podáis hacer el Red Velvet idéntico, os lo empaquetamos en bolsitas de 25 gr. (compraló aquí). Con una pequeña cantidad como una cucharita de moca os prometo que teñis una Red Velvet así:
  • El segundo tip que os vamos a contar es sobre el Butter milk, o suero de mantequilla. Hay sitios que comercializan productos importados y lo puedes encontrar. Pero si os digo la verdad, jamás lo he comprado. Es muy muy muy fácil de hacer. Sólo es cuestión de cortar la leche. ¿Cómo? Con zumo de limón o con vinagre… proporción:

120 ml de leche – 1 cucharadita de limón o vinagre*

*Importante: pasarán unos minutos para que la acidez haga efecto, si ves que no se corta puede que la leche esté demasiado fría… yo suelo calentarla unos segundos y ya se corta.

 

  • Una cosa que es super importante sobre todo para el color y el sabor característico… AJUSTAR la cantidad de cacao de la receta según el cacao que eséis utilizando. Nosotras utilizamos un cacao puro muy pero muy bueno e intenso (éste). Este cacao es tán intenso, que con muy poco damos sabor a la Red Velvet, si nos pasamos obtendremos una masa más granate que roja. Por el contrario si el cacao que utilizas es muy suave y de poco sabor, necesitarás subir la cantidad a utilizar.

 

  • Otro punto que tienes que tener muy en cuenta es que si el bizcocho del Red Velvet te sale bien, que gracias al Butterlmilk, al colorante y a la receta es esponjoso, húmedo, suave… en ese caso NO utilizamos almíbar de ningún tipo. ¿Por qué?, porque siendo tan húmedo el bizcocho, y con la humedad natural que tiene el frosting o crema de queso, no es necesario, sino se queda demasiado húmeda la tarta.  Nosotras jamás utilizamos almíbar.

 

  • A veces os quedan colores muy amarronados o tostados, si ya has probado ajustar el cacao y esto sigue ocurriendo puede ser que el bizcocho se haya pasado de horneado. Es más frecuente con tartas muy grandes. Nuestra solución es que la hornees en varias capas. En lugar de hornear toda la masa de una sola vez. Así evitaras que se tueste y cambie de color.

 

  • Y por último pero no menos importante… EL FROSTING!  Nos fascina el frosting de queso, nos ecanta hacerlo siempre en el momento de armar una tarta Red Velvet o decorar unos cupcakes. Nunca lo teñimos, nunca lo saborizamos. Sólo es queso, mantequilla y azúcar. Y nuestro secreto es batir la mantequilla con el azúcar, mucho, y con paciencia… moviendo los laterales para que quede totalmente homogéneo. Y una vez que lo tenemos completamente blanco, incorporamos el queso y batimos poco, sólo hasta integrarlo.  De la calidad de queso que utilicemos dependerá el acabado y la consistencia de nuestro frosting.

Y hasta aquí… nuestros tips, trucos y consejos para una Red Velvet PERFECTA!

Caligrafía en fondant

Caligrafía en fondant

Podemos decir que es una moda preciosa, que a primeras parece muy sencilla… pero que “escribir” los nombres en las tartas con fondant de esta manera requiere su trabajo.

Os dejamos una secuencia de fotos para que podáis ver cómo lo hacemos nosotras:

Haremos cada segmento de la letra por separado. Lo que más os costará al inicio será controlar donde se afina cada parte del segmento. Es cuestión de práctica. Los incios y finales será más sencillo cortarlos. 

Y así iremos completando cada una de las letras, dejando por debajo lo más fino y por encima lo más grueso. Luego podemos pintarlas como las de la tarta de la foto, están pintadas con pintura dorada en spray como esta. Lo mejor para este trabajo es utilizar un fondant que no seque muy de rápido para que para que de tiempo a moldear cada letra. Una vez que coja la forma ya podemos pegarla sobre la tarta.

Os dejamos también el descargable de la tipografía que utilizamos, pincha aquí para poder descargarla. Tendrás que instalarla en tu ordenador.

Esperamos que os guste mucho y lo pongáis en práctica.

¿Cómo utilizar polvos de brillo?

¿Cómo utilizar polvos de brillo?

Muchos nos consultáis de qué manera se utilizan los polvos perlados o con brillo.
Como todo, o casi todo, no hay una única manera de utilizarlo. Aquí os enseñamos las dos que más utilizamos nosotros.

En “seco” es decir tal y como está en el bote. Lo utilizamos siempre y cuando este recién hecha la decoración con fondant que vayamos a realizar.
En el ejemplo podéis ver cómo lo hacemos con un esténcil. Aplicando con un pincel, al estar aún húmedo el fondant, el polvo se queda adherido solo.

Ten en cuenta de no aplicar en exceso, ya que cogerá lo que se quede pegado al mismo fondant. No hace falta agregar nada. Se queda solito. Vemos como queda perfecto.

La otra forma es mezclarlo con bebida alcohólica, cuanto más graduación mejor. Disolvemos el polvo en ella y con un pincel suave pasamos por toda la superficie, tantas veces como necesitemos mientras va evaporando el alcohol así vamos borrando las marcas del pincel.

Una vez seco logramos una superficie uniforme y perlada. Si son colores pasteles podemos partir de una base blanca que lograremos un acabado perfecto. Para colores oscuros necesitaremos teñir primero el fondant.

Esperamos que os sean útiles los consejos y os enseñamos aquí el surtido de brillos que comercializamos. Los imprescindibles son el blanco, oro y plata. .